• English
  • Español
  • Русский
  • 中文
  • العربية

Celulas Madre Mesenquimales, Tratamientos

¿Qué son las celulas madre mesenquimales?

Las células madre mesenquimales (MSC) son células progenitoras, lo que significa que son células que pueden diferenciarse y convertirse en otras células. De hecho, son las células de las cuales se derivan todas las demás células. Se encuentran en muchos tejidos adultos, incluyendo la médula ósea, la grasa, la membrana sinovial (revestimiento de las articulaciones), los dientes, la piel del hueso y el cartílago. Nuestra fuente preferida de MSC es el tejido del cordón umbilical debido al estado de donante universal de estas células y la poderosa capacidad de regeneración de esta fuente.

Lo que hace a las MSC únicas es que cuando se cultivan fuera del cuerpo, se multiplican rápidamente, pero no se diferencian en células específicas hasta que se aplican un estímulo único. Esto significa que al cultivar estas células, se puede cultivar una gran cantidad de ellas en un período relativamente corto. El potencial terapéutico y regenerativo es obvio.

Las células madre mesenquimales se clasifican en “multipotentes” y “pluripotentes”.
Las células madre obtenidas de un adulto son multipotentes. Si bien pueden diferenciarse en distintos tipos de células, esta capacidad es algo limitada. Esto las hace diferentes de las células madre embrionarias.

Células madre embrionarias

Las células madre embrionarias se obtienen del feto. Las células madre embrionarias son “pluripotentes”, es decir que pueden diferenciarse en prácticamente cualquier tipo de célula. Si bien esto las hace casi ideales para la reparación de tejidos, existen algunos problemas potenciales. El primer tema importante es uno ético que aún se debate en muchos ámbitos. El segundo es que si bien su poder de diferenciación es incuestionable, la posibilidad de pararlo en el momento adecuado puede ser motivo de preocupación. No usamos células madre embrionarias en nuestras instalaciones.

Células madre mesenquimales adultas

Las MSCs adultas se pueden diferenciar en varios tipos de tejidos, lo cual las hacen valiosas como fuente potencial de tejido regenerativo para el tratamiento de afecciones tales como la artritis, enfermedades degenerativas y lesiones.
De hecho, las MSCs adultas a menudo se denominan “células madre reparadoras”.

Las MSC también poseen una capacidad de modulación inmune que las convierte en nuestro tipo preferido de células madre para los trastornos inmunes, enfermedades inflamatorias y programas antienvejecimiento.

El equipo médico de StemCells21 trabaja en los diversos factores que hacen que las MSC lleguen a las diferentes áreas de enfermedades y daños.
Las pequeñas proteínas llamadas quimiocinas aparentemente atraen a las células madre mesenquimales ya que, estas células tienen receptores para las quimiocinas en su superficie. Cuando un tejido está dañado o enfermo, hay una liberación de quimiocinas que luego viajan a través del torrente sanguíneo. Cuando estas quimiocinas se unen a los receptores en la superficie de las MSC, provocan que las células madre migren al sitio de la lesión.

Además, otras sustancias, llamadas moléculas de adhesión, también presentes en la superficie de las MSC juegan su papel en la migración celular a una zona lesionada.

Métodos para introducir células madre mesenquimales

Hasta la fecha, se han utilizado múltiples métodos para introducir células madre. Por ejemplo, los cirujanos ortopédicos pregonan los beneficios de la micro-fractura. Si bien se pueden derivar beneficios a corto plazo, la cirugía de micro-fracturas requiere una larga recuperación.

Además, estudios recientes han demostrado que el tipo de cartílago producido por micro-fractura es un fibrocartílago más débil en comparación con el cartílago hialino más deseable y fuerte.
Recientemente, algunos estudios han demostrado la efectividad de las MSC en combinación con plasma rico en grasas y plaquetas en el tratamiento de la osteoartritis.

¿Cómo funcionan las células madre?

El papel más comúnmente conocido de las células madre es su capacidad de desarrollarse en diferentes órganos, pero también tienen otras propiedades que pueden ser muy importantes para la curación. Las células madre producen más de 30 tipos de factores de crecimiento y sustancias químicas tisulares que inician el proceso de curación en el cuerpo. Las células madre ayudan a ensamblar otras células madre mesenquimales locales y sistémicas para concentrarse en la reparación de tejidos y órganos dañados. También son activas en la modulación inmune para apoyar o suprimir el trabajo de células T en el cuerpo.

Las células madre se estimulan para viajar a una zona concreta mediante señales del propio órgano en función de las propiedades químicas, neurales y mecánicas.
Bajo condiciones ideales, las células madre mesenquimales responderían a los daños y se produciría la curación. Los factores que afectan la respuesta de las células madre incluyen el estado del paciente, la edad y el nivel de radicales libres en el cuerpo.

Aplicaciones de células madre mesenquimales

Trastornos graves tales como enfermedades cardíacas y pulmonares, presión arterial alta, lesiones espinales y neurológicas, diabetes tipo 1 y 2, degeneración macular adulta del ojo, Parkinson, osteoporosis, son solo algunas de las aplicaciones de terapia con células madre que ya se han empleado y en muchos casos, con resultados espectaculares.
La investigación también ha demostrado que las células madre se pueden utilizar para controlar el envejecimiento de personas y hacer que parezcan más jóvenes.

Las células madre mesenquimales desempeñan un papel vital en la terapia de células madre regenerativas en muchas afecciones degenerativas y potencialmente mortales.
Tienen una amplia gama de aplicaciones terapéuticas potenciales.

Roles desempeñados por distintas células madre:

Miocitos cardiacos

Ayudan a reparar el tejido cardíaco dañado después de un ataque al corazón. Los miocitos cardiovasculares se han utilizado para controlar muchas afecciones cardíacas amenazantes.

Neuronal

Genera tejido nervioso y cerebral. Son muy esenciales en neurocirugía.

Miocitos

Reparan el tejido muscular. También se pueden usar para controlar varios tipos de artritis.

Osteocitos

Pueden generar hueso.

Condrocitos

Pueden generar cartílago, que tendría un papel importante en el tratamiento de la artritis y lesiones en las articulaciones.

Adipocitos

Generan tejido graso.

 

bangkok stem cells clinic

StemCells21 pasaje 1 células madre mesenquimales (MSCs)

Un número de pasaje es la cantidad de veces que un cultivo celular es subcultivado. Esto significa que cuando inicialmente extraemos las MSC del tejido del cordón umbilical tenemos una población inicial de células madre llamada pasaje 0 (P0). Estas células P0 se colocan después en cultivo para expandir su número, lo que se denomina un subcultivo. El primer subcultivo se llama pasaje 1 (P1) y generalmente esperamos que las células tengan una tasa de duplicación de 6 a 8 dentro de este cultivo P1.

mesenchymal stem cells, msc therapy, mesenchymal stem cell therapy, msc treatment, mesenchymal stem cells, msc treatment, msc stem cells, mesenchymal stem cell therapy, mesenchymal stem cells treatment, msc treatment, cord msc, stem cells from cord tissue,

Informes del análisis de MSC P1stem cell viability, mesenchymal stem cell lab, stem cells asia, msc research,

Todos los lotes de MSCs P1 son probados por su fenotipo y viabilidad. El sistema de CD se usa comúnmente como marcadores celulares en inmunofenotipo, permitiendo que las células se definan en función de qué moléculas están presentes en su superficie. Las células madre mesenquimales tienen un conjunto distinto de marcadores de superficie que se utilizan para su identificación y control de calidad. La viabilidad celular es el significado de la salud de las células. Para las terapias con células madre, es fundamental que las células madres que recibe el paciente sean viables (saludables).

stem cell markers, young stem cells, msc therapy, msc surface markers, stem cell analysis, stemcells21,

 

Share StemCells21